Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acepto

Incendio Seseña

Se cumplen dos años del incendio de Seseña

Actualmente hay una mejora en la gestión y una mayor inspección de residuos en Castilla-La Mancha

El 13 de mayo de 2016 tuvo lugar uno de los mayores incendios de nuestro país, que no solo trajo polémica sino que implicó a varias zonas de Toledo y Madrid y afectó mayoritariamente a la urbanización “El Quiñón” situada a medio kilómetro del incidente. Las políticas medioambientales se posicionaron en el punto de mira, y con ellas, todas las administraciones implicadas en el asunto.

“A partir del incendio se fue un poco más consciente del peligro medioambiental o de salud pública que podía constituir un incendio de un gran acumulo”, reconoce a EFE el viceconsejero de Medio Ambiente de la Junta de Comunidades, Agapito Portillo.

El antiguo cementerio ilegal de neumáticos es ahora una zona limpia vallada, donde no existe apenas contaminación, aunque sigue habiendo restos de hidrocarburos por la quema de neumáticos por su degradación o descomposición. Hay que tener en cuenta que nos encontramos ante un terreno de titularidad privada y en consecuencia, la Junta de Comunidades no puede actuar, ni actuó posteriormente al incendio.

“Si les ceden los terrenos tal cual o si les repercuten algunas de las cuestiones de gastos que ha conllevado el hecho de que estén en un estado de limpieza adecuado” matiza el viceconsejero Agapito Portillo, completa su declaración afirmando que era un problema que existía anteriormente puesto que no había un sistema de gestión establecido.

Entre algunas de las medidas legislativas que se llevaron a cabo, el Ejecutivo regional publicó la estrategia del Plan Integral de Gestión de Residuos de Castilla-La Mancha, cuyo objetivo radica en la gestión de neumáticos para su posterior reutilización en otras actividades, este Plan integrado en la Ley de Economía Circular busca aumentar el reciclaje de neumáticos a toda costa.

Las medidas no sólo han sido legislativas y jurídicas, la ciudadanía de la localidad también se ha visto implicada. Con la creación de 12 puestos de trabajo para inspectores que ejerzan, de manera puntual, mayores controles de residuos junto con la colaboración del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil.

Además, la retirada y eliminación de neumáticos por su propia cuenta, pequeños vertederos desaparecen y propietarios de los de mayor volumen autorizan judicialmente a la Consejería para que ejecute la gestión de manera subsidiaria. Agapito Portillo opina que “hay que estar más encima de la gestión que se hace de los residuos porque se pueden escapar situaciones que, por falta de medios, no se controlar, por lo que hay que poner más medios a disposición de la Administración para realizar el control”, el incendio de Seseña ocurrido hace dos años consigue que la gestión de residuos y neumáticos adquiera importancia en la localidad.

Noticias relacionadas

Arde el cementerio de neumáticos de Seseña Arde el cementerio de neumáticos de Seseña
Los más de cinco millones de neumáticos apilados en el depósito de...
Seseña, un año después y ningún culpable Seseña, un año después y ningún culpable
Mañana se cumple un año del incendio que arrasó el vertedero de...
Un incendio originado en un depósito de neumáticos termina con medio centenar de coches calcinados Un incendio originado en un depósito de neumáticos termina con medio centenar de coches calcinados
Un incendio en un desguace de la localidad alicantina de Dolores se...

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

Enlaces patrocinados