Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acepto

Aniversarios

Neumáticos dorados para conmemorar 350 años con la Ópera de París

Dos enormes neumáticos de tractor dorados dan la bienvenida a quienes visitan estos días la Ópera de París. Ambas, de dos metros de diámetro, forman parte de una exposición que el artista Claude Lévêque ha desplegado en este emblemático edicificio francés para conmemorar su 350 cumpleaños, según informe la cadena radiofónica pública France Inter.

"Realmente busqué elementos para crear metamorfosis e integrarme en esta arquitectura, para jugar con ella. Es una especie de elemento de coronación que parte de un neumático, un objeto muy trivial en nuestro mundo industrial. Al mismo tiempo, una cubierta es una forma, una escultura que marca el movimiento. Estos anillos son la cuestión del movimiento, la danza perpetua de este lugar extraordinario", explica el artista sobre una obra que tiene un coste estimado de 200.000 euros y que permanecerá en la Ópera Garnier hasta diciembre de este año.

La exposición de este artista conocido por sus obras de neón, también decora un segundo escenario: el de la Ópera de la Bastilla, ya que también está de aniversario: han pasado treinta años desde que se fundó. Todo ello bajo el nombre de 'Saturnales': "es el nombre que recibían las fiestas romanas que se celebraban en diciembre (una semana antes del solsticio de invierno) en las que se ofrecían regalos, se daba protagonismo a los niños y se colgaban acebos y muérdagos", explican desde la organización de esta exhibición artística.

Los dos neumáticos, que sirven de bienvenida para 'Saturnales', se sitúan en la parte superior de las escaleras de la Ópera de París, y tal y como explica Lévêque, "son en realidad un modelado y luego una moldura de resina recubierta de lámina de cobre. Fueron realizados por los talleres de escenografía de la Ópera con neumáticos de verdad".

Las dos cubiertas, son el punto de partida que conducen a los anillos luminosos de la Rotonda y de la cuenca de Pythia en el interior del edificio. También hay numerosas formas de luz con las que el artista ha querido magnificar la deslumbrante belleza de los rincones y del arte de la Ópera, mientras que la forma esférica pretende ser "un carrusel , una invitación a la danza, al vals".

Aquí puedes ver un vídeo completo con imágenes de la exposición en la Ópera de París.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

Enlaces patrocinados